dijous, 25 de març de 2010

Prácticas en la Biblioteca Nacional de Chile


Hola a tod@s!!

Os escribo para contaros brevemente mi experiencia en la Biblioteca Nacional de Chile, donde realicé el Prácticum de la carrera el año pasado.

La verdad es que la decisión de realizar la práctica en esta biblioteca fue totalmente fortuita, tengo familia en Chile y me surgió la oportunidad de ir al país por lo que aproveché la ocasión de gestionar la opción de realizar la práctica ahí. Podía escoger entre tres bibliotecas y me decanté por la Biblioteca Nacional porque la conocía y me interesaba saber más de ella. A continuación os explico brevemente el contexto en el que se encuadra la biblioteca y luego la sección concreta en la que yo trabajé.

La Biblioteca Nacional es una biblioteca patrimonial. Creada en el año 1822, conserva toda la bibliografía nacional de Chile a través de la Ley del Depósito Legal. Está organizada en diferentes secciones y cada una de ellas se autogestiona a sí misma: siguiendo por supuesto una política general (como horarios, atención a usuarios o políticas de acceso).

Las secciones más importantes son:

  • Sección chilena
  • Fondo general
  • Periódicos y Microformatos
  • Hemeroteca
  • Mapoteca
  • Bibliografía y Referencia, esta última en la que realicé la mayor parte de tareas dentro de la biblioteca.

Para entender el contexto en el que se encuadra la Biblioteca Nacional de Chile hay que conocer la institución gestora que coordina todas las tareas de la biblioteca. Esta es la DIBAM (Dirección de Bibliotecas, Archivos y Museos), organismo de carácter público que se encarga de gestionar antiguas y emblemáticas instituciones patrimoniales, como el Museo Histórico Nacional, el Archivo Nacional, la propia Biblioteca Nacional, además de toda la red de Bibliotecas Públicas. Se encarga de elaborar y coordinar las políticas relacionadas con el patrimonio cultural, además de apoyar a nivel técnico y de gestión a las más de 400 instituciones que forman parte de ella. Este es, por ejemplo, el organismo encargado de la creación y manutención del Catálogo bibliográfico unificado, o mejor dicho el catálogo colectivo que da acceso a la colección a la mayor parte de bibliotecas públicas y entidades patrimoniales en todo el país.

Es en la Sección Bibliografía y Referencia, donde realicé la mayor parte de las tareas durante mi práctica. Esta sección funciona a través de estanterías abiertas y reúne la mayor parte de las obras de referencia de la Biblioteca como enciclopedias, diccionarios, directorios etc. Esta sección gestiona la atención de la Sala Bicentenario (sala que da acceso a Internet) y la Sección Catálogo. Variadas son las tareas que se realizan en esta sección, pero las más importantes son:

  • Servicio de información
  • Investigación bibliográfica
  • Atención del catálogo.

En general todas las tareas realizadas en esta sección me parecieron enriquecedoras y me aportaron nuevas habilidades y conocimientos. Por ejemplo para atender la consulta de usuarios, tuve que conocer más a fondo el Sistema de clasificación Dewey, que si bien lo había visto durante la carrera no lo manejaba del todo. O para la realización de búsquedas bibliográficas, aprender y conocer las distintas colecciones que forman parte de la biblioteca además de aprender el funcionamiento del catálogo.

Una de las tareas más interesante que pude realizar en esta sección fue el Proyecto de citas bibliográficas. Esta tarea consistía en crear un manual, con diferentes ejemplos de estilos de citas bibliográficas, y para ello necesitaba conocer estilos de citas como el de la Asociación Americana de Psicología (APA), o la de la Asociación de Lenguas Modernas (MLA), además de la conocidas ISO 690 e ISO 690-2, vistas en la carrera.

En la biblioteca se utiliza el programa informático ALEPH para gestionar la colección. Su uso era muy intuitivo y por ello fácil de utilizar.

El horario que realizaba en la biblioteca era de 9 a 14 horas y por ser becaria me dieron la posibilidad de comer en la cafetería del la biblioteca gratuitamente, cuestión que agradecí inmensamente.

Quiero acabar afirmandoos que fue una gratísima experiencia, los profesionales con los que trabajé me ayudaron en todo momento y me enseñaron muchas cosas que estoy segura me servirán en mi futuro profesional, que la biblioteca tiene una colección impresionante y muy valiosa que vale la pena conocer y conservar y que os animo a conocer este pequeño centro en un país tan lejano, porque estoy segura que lo que os puede aportar es más de lo que podéis imaginar.

Con respecto a la ciudad, la biblioteca está muy bien ubicada en el centro de Santiago, tiene una salida de metro justamente al lado por lo que es fácil llegar a ella. Al estar en una ubicación tan privilegiada, permite ir caminando a las calles más comerciales e importantes (Providencia, Ahumada, o Av. Bernardo O'Higgins), o a los edificios más emblemáticos de la ciudad como por ejemplo el Palacio de la Moneda, sede del gobierno, Teatro Nacional de Chile o Museo Nacional.

Como datos deciros que si queréis comer bien o ir a los bares más guapos de Santiago, tenéis que visitar el Barrio Bellavista, que ofrece una gastronomía muy variada e interesante y es un sitio de bares, discotecas y pubs con mucha marcha los fines de semana. En este barrio se encuentra la casa 'La Chascona' del poeta Pablo Neruda y el Parque Metropolitano de Santiago. También un poco más al oriente de la ciudad, en la comuna de Providencia, se pueden encontrar los bares, restaurantes y discotecas más importantes de la ciudad.

Un saludo a todos y espero que os ayude mi experiencia!


Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada